Se conocieron nuevas designaciones y contratos en el Estado, burlando la Ley de Emergencia

Compartir:

Se encuentran en Contaduría General, Secretaría Legal y Técnica y en la Legislatura.

Diputados y senadores de la provincia de Entre Ríos, a pedido del gobernador Gustavo Bordet, sancionaron la semana pasada una polémica Ley de Emergencia que, con la excusa de la pandemia, ejercerá un fuerte ajuste sobre los bolsillos de los jubilados y trabajadores entrerrianos.

La ley tiene como objetivo lograr una mayor recaudación y subsanar el grave déficit de la Caja de Jubilaciones, que hoy está fundida.

Sin embargo, mientras por un lado se promueve y aprueba una normativa que se mete en el bolsillo de los trabajadores con el supuesto fin de preservar las arcas públicas, por el otro, siguen las designaciones  en el Estado, los dobles sueldos y los gastos exorbitantes.

Incluso, beneficiarios de jubilaciones de la deficitaria Caja, además de cobrar de allí, son contratados y perciben sueldos del Estado provincial, algo que significa una incompatibilidad.

La figura de “honorarios” es la modalidad que se encontró ahora para poder cobrar como activo y como pasivo del Estado entrerriano, lo que no solamente es poco ético, sino que también es ilegal.

Según facturas a las que pudo acceder este Portal, los honorarios facturados al Contaduría General de la Provincia son por 40 mil pesos, monto que perciben estos profesionales, además de su jubilación provincial.

Entre las personas que le facturan al Estado se encuentran Luis Garay, que llamativamente se inscribió al monotributo para facturarle a la provincia, Carmen Fransisconi, Graciela Bonarrigo y otros.

 

Esto genera un gran malestar entre los empleados de las reparticiones y muchos se preguntan si en Contaduría, en la Secretaría Legal y Técnica y en la legislatura, no hay personas capacitadas para hacer este trabajo y si es realmente necesario hacer nuevos contratos, de jubilados, para realizar esta labor.

Hoy la Caja de Jubilaciones entrerriana, presidida por Daniel Elías hace más de 17 años, se encuentra totalmente fundida, debido a los desmanejos, a las exorbitantes jubilaciones de privilegio, incapacitaciones millonarias, pensiones para los amigos y demás.

Ese enorme déficit, entre otros malos manejos del Estado provincial, recae sobre los bolsillos de los trabajadores, de los jubilados que aportaron toda su vida para poder tener un haber digno, y de los contribuyentes.

A principios de año, el gobierno provincial lanzó un duro impuestazo, encubierto por las autoridades y voceros oficiales como “readecuación”, que en algunos casos significó aumentos de hasta un 80% para los contribuyentes.

A pesar de eso, la provincia siguió con serias dificultades para afrontar sus compromisos, al punto tal que no podía siquiera pagar los sueldos en tiempo, y los cronogramas de enero y febrero terminaron después del día 15 del mes, algo insólito.

Luego de eso llegó la pandemia, el aislamiento obligatorio, la crisis sanitaria y económica. Eso, por un lado complicó aún más la endeble economía provincial, pero por el otro, fue la excusa perfecta para el gobierno provincial.

Lo que desnudaba la lamentable situación económica de la provincia, también maquillaba esas dificultades.

A raíz de la merma de ingresos que la cuarentena provocó, el gobierno provincial recibió aportes extraordinarios de la nación.

Mientras los municipios, ahogados por la crítica situación económica provocada por la pandemia, reclamaban que la provincia coparticipara esos fondos, las autoridades entrerrianas sinceraban el serio déficit de la economía provincial.

El gobierno entrerriano usó los fondos enviados por la nación para pagar sueldos, según tuvieron que admitir, ante la fuerte presión de los intendentes, primero el ministro de Economía, Hugo Ballay, y después la vicegobernadora Laura Stratta.

Lejos de buscar soluciones de fondo a la delicada situación económica, producto de los desmanejos en el Estado, el paso siguiente fue promover y sancionar la Ley de Emergencia, que prevé fuertes ajustes sobre los bolsillos de los trabajadores, por lo cual fue ampliamente repudiada.

De este modo, esta administración provincial cargará en los ingresos de los trabajadores por el enorme despilfarro que viene haciendo, con un aumento descomunal de los funcionarios públicos, gastos exorbitantes innecesarios, viajes, erogaciones millonarias, etcétera.

La provincia le hará pagar a los trabajadores y jubilados por años de mala administración de los fondos públicos, pero no cesa con los vicios que llevaron a esta grave situación.

Mientras quienes aportaron toda una vida para acceder a una jubilación digna verán recortados sus ingresos para subsanar el déficit, hay quienes cobran una jubilación de la Caja y, además, facturan “honorarios” al Estado.

Según la ley de jubilaciones, es incompatible percibir dos sueldos estatales tanto activo como pasivo en la provincia, algo que estos profesionales estarían haciendo.

La facturación de honorarios es la modalidad hallada para burlar, no solo a la ley, sino también a los entrerrianos a los que, tras una vida de aportes, se les sacará una parte para seguir pagando la fiesta del gobierno provincial.

En Entre Ríos, con una Caja totalmente fundida, con un presidente millonario que vive en Buenos Aires, se sanciona una Ley de Emergencia para que los trabajadores y jubilados paguen de su bolsillo el despilfarro de las autoridades.

En tanto, jubilados de la Caja le facturan al Estado, y cobran dos sueldos de la provincia.

Compartir:

16 comentarios

Lia Beatriz Gastiasoro 6 julio, 2020 at 12:51 pm

Es un abuso, una burla, ya da asco!!! Y de yapa es ilegal

Responder
Lucre 6 julio, 2020 at 2:09 pm

Que tiren atras todos los nombramientos de 2019 ahi se ahorrarian millones…lastimas q esta lleno de familiares de politicos..x eso no lo hacen..!!

Responder
Zabaleta 6 julio, 2020 at 6:55 pm

Otra vez el Chivo Miraglio Contador General de la Provincia, haciendo de las suyas. Bastante suerte tuvo con zafar del robo de Rentas… cuando todos saben que su patrimonio y propiedades crecieron un poquito bastante. Luis Garay es uno de los pocos corruptos echados del gobierno siendo funcionario. Cuando trabajaba en el Instituto del Seguro (gracias al acomodo de su papá), Claudia Mizawak lo hizo echar x pagar siniestros A LOS CULPABLES de los choques, total que lo pagaba el estado… y todo desde su estudio jurídico, donde se desviaban los casos. Gente así no habría que contratarla nunca. Garay y Miraglio, son comprades… padrinos de hijos… otro chiste. Lleno de gente que se jubiló y al día de jubilarse “lo recontrataron” en su puesto. Vergonzoso. Hay un montón. Que lástima que eso no tenga un castigo judicial.

Responder
Ivan 6 julio, 2020 at 7:07 pm

La democracia de nuestro estado, la que le gusta realizar publicidades de todo lo que se hace a luz de los ciudadanos, que se vea! Mientras el doble discurso es una constante y son inimputables lo que hacen y generan, mientras tanto que la música no deje de soñar…

Responder
Mabel 6 julio, 2020 at 8:52 pm

Algunos facturan y otros cobran por subsidios o gastos como los coordinadores de comunas o juntas de gobierno. Cargos totalmente innesesarios.

Responder
ANTO 6 julio, 2020 at 9:43 pm

Cómo se burlan de nosotros

Responder
Mirta Faure 18 julio, 2020 at 11:57 am

Ésto es un desastre…. Este gdor.no tiene un poco de vergüenza, digo por los pobres; que encima no reparten ni los alimentos…
Qué desgracia con estos políticos zorros..
….

Responder
ramon 6 julio, 2020 at 10:49 pm

No paguemos más los impuestos, se rien de nosotros. Basta de kirxhnerismo y ucr el la provincia.

Responder
Lucas Saks 7 julio, 2020 at 1:43 am

Miren el caso de Patricia Todoni Directora de la direccion Privada de la Provincia que está jubilada hace años y de varios en el CGE en esta situación…

Responder
Grunwaldt Maria 7 julio, 2020 at 8:31 am

Una verguenza. Me dan verguenza los politicos . No tienen moral.

Responder
Pedro 7 julio, 2020 at 8:57 am

Y acá en Gualeguay, que hay 3 coordinadores de juntas de gobierno, no se coordinan ni ellos.

Responder
kiko 7 julio, 2020 at 9:59 am

Y bue…, mientras sigamos como corderitos al momento de poner nuestro granito…. espero que la generación nueva no cometa los mismo equivocos aunqueme guardo el reparo xq cada vez mas dependeientes del
“Estado” mientras que la nueva burguesía se come todo los impuestos de los pocos privados que aguantamos los sueldos….

Responder
cacho 7 julio, 2020 at 12:37 pm

Hay que dejarse de opinar y cuando haya que manifestarse hay que salir y dejar la comodidad, vienen por todos muchachos

Responder
Mariana Costa 8 julio, 2020 at 8:07 am

No se q hacemos q no protestamos.No hay posibilidad de hacer una presentacion legal ante esto, x ej un grupo de ciudadanos? Son unos crapulas!

Responder
Mario Godoy 8 julio, 2020 at 8:45 pm

Daniel Elías un pelotu 2 aue boludea todo el dia en instagram.mientras es un fracasado administrador de la caja, asi funciona el.peronismo .

Si lo vieranen instagram los jubilados lo linchan

Responder
Alfredo 19 julio, 2020 at 4:05 pm

Yo desde el año 1983 desde que volvió la democracia,milite trabaje y soy peronista ,y hasta el día de hoy no tengo trabajo ,quiero y necesito trabajar soy desocupado con muchísimas ganas de trabajar y con poco sueldo no quiero mucho,me podrían conseguir un puestito modesto no mas gracias.

Responder

Dejar Comentario