Desde el PJ quieren declarar inconstitucional una parte de la emergencia económica de Paraná

Bahl tendrá que lidiar con una delicada situación económica del municipio y, aunque al principio a muchos sorprendió que eligiera a la contadora Zoff como viceintendenta, para la conformación del resto del gabinete seguirá la misma dirección, con profesionales y dirigentes de su suma confianza como secretarios y subsecretarios.

En la sesión de este jueves, el Concejo Deliberante de Paraná aprobó sobre tablas y por mayoría el proyecto de ordenanza que declara “el Estado de Emergencia Administrativa, Económica y Financiera de la Municipalidad de Paraná”, ingresado “in voce” por la concejala Karina Llanes (presidenta del bloque Cambiemos).

Sin embargo, desde el bloque de ediles del Partido Justicialista anticiparon que plantearán que ciertas reasignaciones de partidas presupuestarias son inconstitucionales.

Quienes votaron a favor del proyecto fueron Karina Llanes, María Marta Zuiani, Claudia Acevedo, Carlos González (Cambiemos); Elsa Salazar, Santiago Gaitán (Paraná de Pie); Silvina Fadel y Luis Díaz (Frente Renovador). Mientras no acompañaron la iniciativa David Cáceres, Enrique Ríos y Sebastián Bértoli (Frente para la Victoria).

En el texto normativo aprobado, se explica que la medida tiene el “objeto de ordenar el funcionamiento operativo, alcanzar el equilibrio fiscal, optimizar la distribución de ingresos y reestructurar el cronograma del cumplimiento de obligaciones con los proveedores y contratistas”.

En la ordenanza también se aclara que la declaración de Emergencia se extiende desde la promulgación de la misma hasta el 9 de diciembre de 2019, “pudiendo ser prorrogada por igual plazo por el Departamento Ejecutivo Municipal”.

Más allá de eso, desde el sector del intendente electo, Adán Bahl, ya planean plantear la inconstitucionalidad de parte de la normativa aprobada.

Para muchos, llamó la atención que el actual vicegobernador eligiera como presidente del HCD a Andrea Zoff, pero la decisión se justifica porque es una contadora de su confianza.

Bahl tendrá que lidiar con una delicada situación económica del municipio y todo hace suponer que el resto de los cargos importantes del gabinete municipal seguirán la misma dirección: profesionales y dirigentes de suma confianza del intendente como secretarios y subsecretarios, principalmente en áreas de contrataciones y licitaciones.

Solo Santiago Halle, que iría a la legal y técnica, y Lalo Macri, provienen del hallismo, pero este último hoy está muy cercano a Bahl.

El intendente electo, aunque no ha hecho públicos los nombres, ya tiene definido su gabinete, mientras algunos discuten acerca de las ventajas o desventajas de no dar a conocer todavía los integrantes.

El proyecto de ordenanza aprobado este jueves, dispone la desafectación de las partidas presupuestarias asignadas al Ente Mixto de Turismo de la Ciudad de Paraná (EMPATUR), y Presupuesto Participativo, en la ordenanza del Presupuesto General de la Administración Municipal del año 2019, que alcanzarían la suma de 14 millones de pesos.

En ese sentido, se faculta al Ejecutivo a establecer el nuevo destino presupuestario de la desafectación dispuesta.

En el artículo 4º de esta ordenanza se habilita Ejecutivo municipal para que los fondos “puedan aplicarse también para atender a las reparaciones de la flota vehicular y de maquinarias del Estado Municipal, a fin de garantizar la prestación de los servicios esenciales”.

Sin embargo, el punto que preocupa al bloque del PJ es el que propone utilizar con el fin de reparar vehículos municipales el crédito de más de 7 millones de dólares al que el municipio accedió a través de la provincia.

El otorgamiento del crédito se realizó por solicitud del municipio, y para ello el intendente envió al Concejo Deliberante un proyecto de autorización de enduedamiento, que fue aprobado.

En las condiciones del crédito, se especificaba que los fondos serán destinados exclusivamente a la inversión de bienes de capital o en obras y servicios públicos de infraestructura, no pudiendo usarse para gastos ordinarios.

En Paraná, concretamente, los 7,400 millones de dólares que el municipio solicitó tenían como fin la instalación elevadoras cloacales y la obra pública, es más, ya estaban numeradas las calles que se iban a asfaltar.

En definitiva, lo que se propone ahora es utilizar esos fondos para reparar vehículos y adquirir repuestos, fines que no son los específicos para los que se pidió el crédito.

Es por eso que el bloque del Frente para la Victoria planteará la inconstitucionalidad de este punto de la normativa.

Dejar Comentario