Duro golpe a la lista de Bordet, en Paraná está perdiendo por 11 puntos

Compartir:

Más allá que en el resto de la provincia se achica, la diferencia es de 7 puntos abajo para la lista que encabezan Kueider y Casaretto.

A 36 días del triunfo contundente que obtuvo Gustavo Bordet para la reelección, se revierte totalmente la elección a favor de Cambiemos.

Por el 58% de los votos, Bordet consiguió retener la gobernación, obtenido la victoria también en localidades que hasta ese momento eran bastiones de Cambiemos.

Hoy la realidad es distinta, las mediciones indican que la lista armada por Bordet está perdiendo en la capital entrerriana por 11 puntos. Esa diferencia se achica en la provincia pero también le da una derrota por 7 puntos.

Los números también hablan de la caída de la imagen de Bordet y de la gestión provincial. En las ediciones también se escuchan las fuertes críticas a los funcionarios provinciales, principalmente a ministros y presidentes de organismos.

Antes de conocerse la lista que armó el gobernador de legisladores, la fórmula de los Fernández aventajaba, y bien, a la fórmula de Macri con 9 puntos arriba en Paraná.

El reconocido encuestador, licenciado Remedi, en una entrevista radial que mantuvo con este medio ratificaba aquellas diferencia en favor del PJ, manifestando un 40% para Cristina y un 28% para Macri.

Incluso la consultora nacional “Synopsis”, que desembarcó en la capital entrerriana para realizar sus mediciones, expuso una diferencia a favor del PJ de 40 a 36.

Con estos números, Bordet armó la lista a su gusto y antojo, con su gente de confianza, con Edgardo Kueider y Marcelo Casaretto como cabezas de la nómina.

Es conocido en el ámbito político, que incluso Bordet le advirtió a Alberto Fernández, en la charla que mantuvo el 22 de junio por el armado, que si no aceptaba esa lista, no había ningún problema, que él jugaría con la cortita, garantizándole a su vez el triunfo a la fórmula presidencial en la provincia con esa lista, con otra no.

Luego incluso hubo cortes de teléfono entre ellos, obligando al candidato a presidente del peronismo a recular, accediendo a las exigencias de Bordet porque no tenía armada ninguna lista.

El resto es conocido por todos, la lista oficial, única que pone a consideración el justicialismo para los próximos comicios, es la que armó el gobernador.

Forma parte del ABC de la política, los que encabezan son los que traccionan, los nombres más grandes, como en este caso Kueider y Casaretto, eligiendo Bordet así a dos personas de la seccional del protocolo, la cuarta, donde el peronismo está siendo apabullado en la intención de voto, seccional donde se nota la mayor diferencia con Cambiemos, algo que  se refleja en las otras seccionales del centro.

Asimismo, un detalle que no es para manda menor lo conforma la ausencia de Bordet en la campaña política de su lista. Faltando 20 días para las elecciones, Bordet no ha aparecido más que con una tibia imagen en donde se lo ve con los candidatos, un fotomontaje, por cierto, muy mal hecho, con fotografías viejas, incluso de más de 3 años, en el cual no aparecen en ningún lado los nombres que integran la fórmula presidencial.

Quienes tienen que tirar del carro, los candidatos a legisladores nacionales y el propio Bordet como único responsable del armado, no aparecen.

Indudablemente, el gobernador debe estar conociendo estos números, de ahí su ausencia, para evitar ser responsabilizado de lo que hoy es una derrota estrepitosa.

No es el único problema que enfrentan el PJ provincial y Bordet, con la consecuencia de una derrota electoral calamitosa en Paraná con una diferencia de 11 puntos, la cual se achica un poco en la Provincia con una diferencia de 7 a favor de Cambiemos. Indudablemente, Paraná actúa como caja de resonancia  para el resto de la provincia.

La nómina de Bordet no ha podido entusiasmar a los electores, y tampoco a la militancia y a la dirigencia que no está saliendo a pedir los votos.

En las mediciones, la imagen de Kueider y Casaretto es desastrosa, y no solo en el elector independiente, sino también en los afiliados justicialistas.

Hoy las mediciones, por otro lado, arrojan un gran porcentaje de corte de boleta, muchos a la hora de manifestar su intención de voto, expresan que solo votarán la fórmula presidencial, aunque la lista de Kueider y Casaretto, cuando se consulta al elector, también tira para abajo la lista completa.

Entre las explicaciones, un gran porcentaje del sector independiente o partidario que en las pasadas elecciones se inclinó por Bordet, manifiestan sus críticas hacia los funcionarios, principalmente ministros y presidentes de organismos, por sus exorbitantes sueldos, también hacen hincapié a las distintas denuncias de corrupción que recientemente se han dado a conocer en la opinión pública.

El golpe a la lista de Bordet es duro, hace 36 días obtenía un contundente triunfo que le dio la reelección, hoy esa victoria del 58% se licua, y en un muy breve lapso de tiempo, el gobernador con su lista que encabezan Kueider y Casaretto en Paraná está perdiendo por 11 puntos, 47 a 36 y en la provincia 46 a 39.

Restan 20 días para las elecciones y Bordet aparece solo con un tibio afiche, dando la impresión de que el oficialismo provincial esta shockeado con los números que arrojan las recientes mediciones.

Una derrota electoral con consecuencias graves para el gobernador en cuanto a la gobernabilidad, Bordet perderá la tranquilidad política que le ha otorgado la apabullante victoria de hace poco más de 30 días, con duros frentes no solo externos, sino también internos que le pasarán las lógicas facturas.

 

Compartir:

4 comentarios

agustin 15 julio, 2019 at 12:24 pm

Y bueno… uno cosecha lo que siembra!!!!!!!!

Responder
Juancho 15 julio, 2019 at 12:36 pm

La única explicación posible, es que los quería lejos, y no se le ocurrió mejor idea para tenerlos contentos, que zamparlos en el congreso, creyendo que tiene la vaca atada. Pero no es lo mismo Varisco, que otros dirigentes radicales de trayectoria, que muchos piensan que serán más dignos representantes de la provincia, que esos dos paracaidistas.

Responder
Dani 15 julio, 2019 at 1:57 pm

YO NO VOTO NUNCA MAS A LOS PERONISTAS MULTIMILLONARIOS Y SIN.VER.GUE.NZAS

Responder
silvia 15 julio, 2019 at 5:12 pm

Entonces si es esa la diferencia, los entrerrianos hemos aprendido de los errores cometidos y haremos las rectificaciones de rigor, en las próximas elecciones.- FIN

Responder

Dejar Comentario