A pesar del derrumbe del puente en calle Moreno, el municipio le otorgó la obra del puente de calle Gálvez a Norvial

El secretario legal y técnico, Pablo Testa, no sólo no inició una causa penal para investigar el porqué de la fragilidad de la obra que se paga con las arcas municipales, sino que tampoco presentó objeciones para que la empresa se haga cargo de una obra muy sensible para los paranaenses.05

Menos de una semana después de que se derrumbara parte del puente de calle Moreno, realizado hace menos de cuatro años por la empresa Norvial, el municipio de Paraná volvió a otorgarle una significativa obra a la misma constructora.

Lo llamativo del caso es que no se inició una causa judicial para determinar por qué en tan poco tiempo y con una lluvia para nada anormal la obra presentó fallas estructurales que determinaran el derrumbe del puente peatonal.

Afortunadamente, no hubo que lamentar víctimas de ningún tipo, por el mero hecho fortuito de que en ese momento no pasaba nadie por el lugar.

Se desmoronó un puente por la corrupción estructural, algo que ya se ha naturalizado en la provincia

Hoy, como ya estaban acostumbrados los paranaenses mucho antes, la calle una vez más está cerrada al paso tanto peatonal como vehicular, y se desconoce cuándo se harán las reparaciones necesarias para que la arteria vuelva a estar en funcionamiento y cuánto le costarán las reparaciones al municipio.

En 2017, el gobierno municipal que por entonces conducía Sergio Varisco invirtió en los trabajos 13 millones de pesos, unos 800 mil dólares al cambio de ese entonces y más de 121 millones de pesos al valor actual de la divisa estadounidense.

Ahora, el erario de los paranaenses una vez más se hace cargo de pagar el arreglo, mientras que la empresa Norvial no asume la responsabilidad.

El secretario Legal y Técnico del municipio, Pablo Testa, es quien debería iniciar acciones legales contra el privado para que la Justicia determine mediante peritajes y evaluaciones cuáles fueron las causas que determinaron que una obra de casi un millón de dólares no durara ni cuatro años.

Si se tratara del gobierno provincial, sería el Fiscal de Estado, Julio Rodríguez Signes, quien debería iniciar las investigaciones. A nivel municipal, la tarea corresponde a Pablo Testa, que hasta el momento no se ha expedido al respecto.

En tanto, y menos de una semana después, el municipio abrió los sobres para licitar otra sensible obra: la del puente de calle Gálvez. El adjudicatario: Norvial.

La obra es muy significativa para los paranaenses ya que allí, la corrupción estructural y los desmanejos a lo largo de las diferentes gestiones municipales le costaron la vida a Fiorella Furlán.

En una jornada de intensas lluvias, la joven de 22 años murió luego de que el auto que manejaba fuera arrastrado por el arroyo Antoñico al girar hacia calle Gálvez.

Vecinos del lugar, al ver que el auto iba a pasar por allí, intentaron advertir a la joven acerca de la peligrosidad, dado que en oportunidades previas ya había habido inconvenientes en la zona porque el puente solía inundarse.

Sin embargo, nada pudieron hacer y el puente que había sido construido en 2009, durante la gestión de José Carlos Halle, fue una trampa mortal.

A raíz de ese hecho, se cerró el tránsito vehicular por el lugar, que quedó marcado en el imaginario colectivo de los paranaenses por una tragedia que se podría haber evitado de haberse realizado la obra como correspondía y si se hubieran realizado los trabajos de conservación y saneamiento del arroyo necesarios.

Poco más de un año después, finalmente se adjudica la obra para que la vía pueda estar en condiciones de ser transitada, sin significar un peligro para la vida de quienes lo hagan.

De todos modos, la adjudicación se produce a una empresa que cuenta con sobrados antecedentes de obras mal realizadas. La más reciente con el desmoronamiento del puente peatonal de calle Moreno, en el que no hubo que lamentar víctimas por simple casualidad.

El secretario legal y técnico del municipio no se preguntó ni le preguntó a los empresarios por qué una obra que ya se pagó con dinero de los paranaenses se desmoronó menos de cuatro años después de ser inaugurada.

Cuando un funcionario público es encontrado culpable de algún delito contra la administración pública, no solo es obligado a devolver lo que se llevó por su acción delictiva, sino que también es inhabilitado de por vida para ejercer cargos públicos.

Tal es el caso de la ex senadora nacional Elsa Ruiz Díaz, condenada por la justicia provincial a devolver más de quinientos noventa mil pesos ($ 597.361,00) a la Caja de Jubilaciones, y no podrá volver a ocupar un cargo en el Estado.

Condenaron a la ex senadora nacional Elsa Ruiz Díaz por cobrar doble sueldo del Estado

En el caso de una empresa como Norvial, que realizó obra pública durante la gestión de la peronista Blanca Osuna, la del radical Varisco y ahora también con el justicialista Adán Bahl, la situación es diferente.

A pesar de que evidentemente falló la obra de calle Moreno, el municipio no investigará el porqué, y además le vuelve a otorgar a Norvial dinero de los paranaenses para que realice una obra, por 50 millones de pesos.

La corrupción y la desidia matan, los vecinos de la capital provincial lo conocen lamentablemente a raíz de la muerte de Fiorella Furlán, una tragedia que quedó marcada.

La connivencia de funcionarios públicos que no investigan por qué fallan las obras y le siguen adjudicando trabajos a empresas que ya fallaron son la muestra de que el dinero está por encima de cualquier color político y, peor aún, de cualquier vida.

La corrupción y la desidia matan: el lamentable ejemplo del puente de calle Gálvez

8 comentarios

Griselda Maria 2 febrero, 2021 at 9:34 am

Pero estamos todos locos, no hay otras empresas mejores? Dan lastima la verdad los políticos, pense que Bahl era diferente pero veo q esta en la misma q todoss

Responder
Sofia Alonso 2 febrero, 2021 at 10:38 am

ES JODA?? QUIEREN QUE HAYA OTRA DESGRACIA?NO PIENSAN EN ESAS COSAS? O NO LES IMPORTA UN CARAJO?

Responder
tristan 2 febrero, 2021 at 11:01 am

Como me cuesta enteder la mentalidad de los politicos

Responder
SILVIO 2 febrero, 2021 at 10:54 pm

SI ESTA EMPRESA CONSTRUYO ESE PUENTE SABIENDO EL CAUDAL DE AGUA QUE CORRIA POR AHIY EL TERRENO DONDE SE IBA A CONSTRUIR Y ASI MISMO SACANDO TODOS LOS CALCULOS SE VINO ABAJO UNA PARTE… PARA QUE MIERDA LE DAN QUE HAGAN OTRO PUENTE?????????? PARA MUESTRA BASTA UN BOTON MUCHACHOS, SON MUY GUASOS CON EL «DIESMO»

Responder
Antonio Luis Rivera 2 febrero, 2021 at 11:30 pm

Como dijo la filósofa Doña Petrona de Gandulfo a los políticos del municipio le dicen ….. ADORNO DE REPOSTERÍA Siempre encima de la torta.

Responder
Alan 8 febrero, 2021 at 11:50 am

También están los responsables técnicos de ambas partes. No olvidarse

Responder
José 15 febrero, 2021 at 6:48 pm

Bajo no me decepciones porfi.

Responder
José 15 febrero, 2021 at 6:49 pm

BAHL NO ME DECEPCIONES PORFI!

Responder

Dejar Comentario