La opulencia, fábrica de miserias

Los integrantes de la comunidad educativa de la Escuela “Los Constituyentes” no bajan los brazos. Sin respuestas, ahora venden alfajores para recaudar fondos y adquirir elementos de limpieza.

Hace meses que los directivos de la Escuela 206 “Los Constituyentes de Paraná, no reciben los fondos para poder adquirir elementos de limpieza e higiene para realizar las habituales tareas de desinfección y aseo que necesitan los baños y cada una de las dependencias del establecimiento.

La mirada de las autoridades provinciales van hacia otro lado, y mucho más la del gobernador, que cada día sale o llega a su mansión, en la Avenida Uranga, y tiene en sus narices el edificio escolar, enfrente, se ve desde su residencia.

La matrícula escolar suma unos 200 niños en el turno de la mañana y otro tanto por la tarde, por lo que las tareas de higiene deben ser masivas y estrictas para el cudiado de la salud. Pero no solo de los alumnos sino también de los directivos y maestros de todas las áreas, que en un principio fueron los que, de su bolsillo, juntaban para comprar los elementos necesarios. Son más de 400 ersonas entre alumnos y personal que ocupan los baños.

Cansados de reclamar, como ya habíamos adelantado, decidieron pedir la colaboración de los papás para juntar mínimamente papel higiénico, servilletas y todos lo que pudieran juntar. Pero la situación se hace insostenible, y hay que seguir usando la inventiva para tener lo necesario para evitar infecciones y enfermedades.

No bajan los brazos, y ahora decidieron vender alfajores de maicena. Con lo recaudado pueden seguir comprando lo necesario. El ingenio de los docentes no para, no se dan por vencidos. Ante el precio de la lavandina, consiguen y rebajan cloro, de esa manera pueden optimizar lo recaudado.

Y así, dicen, seguramente deberán seguir porque imposible conseguir que lleguen las partidas de Educación. Ni siquiera llega un rollo de papel higiénico del “vecino” gobernador, que, según comentan los propios papás, a la hora de las declaraciones, se llena la boca diciendo que trabaja en la mejora de la calidad educativa para trascender, pero ni mira para el lado de la escuela cuando sale de su mansión.

Contraste: La opulencia y la miseria. Frente a la mansión de Bordet, la Escuela Los Constituyentes

5 comentarios

Andrea Montarfo 16 agosto, 2022 at 9:52 pm

MISERABLES SON LOS POLITICOS INSENSIBLES QUE TENEMOS

Responder
Juan 17 agosto, 2022 at 8:31 am

Podrían comprar papel higiénico para todas las escuelas entrerrianas por 50 años con toda la plata que se gasta Bordet en pintar la Casa de Gobierno.

Responder
Juan 17 agosto, 2022 at 8:32 am

Podrían comprar papel higiénico para todas las escuelas entrerrianas por 50 años con toda la plata que se gastan en pintar la Casa de Gobierno.

Responder
Eugenia Martinez 17 agosto, 2022 at 9:36 am

Ya van a salir las noticias en todos los medios pseudoficiales que aumentan 50% 100% o 1000% de las partidas escolares y las escuelas reciben dos mangos. Es como los sueldos de los estatales, puros porcentajes y la guita que te dan es un verso

Responder
Javier 20 agosto, 2022 at 5:54 pm

y hay ordenanzas metido en una galería en una escuela del centro de Paraná y que hacen con la plata que le da el gobierno

Responder

Dejar Comentario