Fabián Rogel: «Alem fundó un partido lleno de principios y de ideales»

«Hoy, 1º de julio, se recuerda que en esta misma fecha, pero del año 1896, Leandro N. Alem tomó la decisión de irse de este mundo», recordó el diputado Rogel.

En aquella jornada llamó a sus amigos a que fueran a su casa y él, con el carruaje que usualmente lo trasladaba, fue hasta el Club El Progreso, en Buenos Aires. Allí descerrajó un balazo en su sien. Los amigos acudieron al lugar y depositaron su cuerpo en una mesa que tuve el honor de conocer.

No quiero extenderme porque soy conciente de que, lamentablemente, cada día se lee menos en el mundo. Por eso, escuetamente diré que Leandro Alem fundó el primer partido moderno de América: la Unión Cívica Radical. Su sobrino Hipólito Yrigoyen continuó la magistral tarea que había comenzado Alem.
Para ser breve diré también que Alem fundó un partido lleno de principios y de ideales, mientras que su sobrino continuó la tarea convirtiéndolo en un partido de masa, con organización y estructura sólidas que aún perdura en nuestros días.

Recordamos finalmente que la proclama de la Revolución de 1890 -que diera origen a la Unión Cívica Radical- era clara: decía “Patria o muerte”. Y se daba por seguro que en caso de triunfo, el presidente sería Alem. La insignia era una bandera verde, rosada y blanca, mientras que el distintivo era una boina blanca.

Rendimos homenaje a Leandro Alem, hacedor de la construcción partidaria moderna de la democracia en la Argentina.

Dejar Comentario